Campaña de concientización y prevención del covid-19 para niños llega a la zona de Monte Sud

 

 

El Gobierno Autónomo Departamental de Tarija (GADT), tras lanzar ‘la campaña de Prevención y socialización contra el coronavirus; Tarija sonríe con el corazón’, en un primer momento llegó al barrio El Algarrobal de la zona de Monte Sud, con la entrega de insumos de bioseguridad para los niños y niñas, donde se les concientizó con material informativo sobre los cuidados que deben tener en tiempos de pandemia.
Dicha entrega fue realizada este martes, por el grupo técnico de la Unidad de la Niñez y Adolescencia, perteneciente a la Secretaria de Desarrollo Humano de la Gobernación de Tarija, donde además acompañó el concejal Municipal de Cercado, Alan Echart y Yeny Raña, quien es esposa del Gobernador Adrián Oliva e impulsora de dicha campaña social.
En ese entendido, Raña explicó que gracias al apoyo y coordinación con el concejal Echart se pudo llegar al barrio El Algarrobal, para hacer las primeras entregas de esta campaña a favor de la niñez, la misma que también es acompañada por la concientización para enseñar a los más pequeños los cuidados que deben tener para prevenir el covid-19.
La doctora Claudia Vargas, quien es jefa de la de la Unidad de la Niñez y Adolescencia, sostuvo que en esta oportunidad se entregó una cantidad significativa de insumos de bioseguridad como barbijos para los niños, además de material informativo como trípticos para educar a los más pequeños sobre los cuidados que se deben tener para prevenir esta enfermedad.
Por su parte, el concejal, Alan Echart, destacó dicha campaña a favor de los más pequeños resaltando su importancia considerando que el objetivo es concientizarlos para que conozcan y puedan de esta manera actuar de forma responsable ante la situación que se vive a causa de la pandemia.
Cabe recordar que el objetivo de esta campaña es ejecutar e implementar una estrategia de información y prevención, frente a la pandemia del Covid-19 en el departamento de Tarija, orientado a niños, niñas y adolescentes, generando herramientas preventivas que permitan adecuarse responsablemente a la nueva normalidad, por lo que se espera llegar a beneficiar a unos 15.000 niños en todo el departamento dotándoles de material de bioseguridad.


Imprimir