logo

0 %

La Secretaria de Desarrollo Humano de la gobernación, María Lourdes Vaca, lamentó que algunas autoridades y dirigentes quieran acusar a la Gobernación de discriminar a la gente de la tercera edad cuando desde el primer mes que asumieron la administración departamental, el 50 % del presupuesto fue destinado a salud y proyectos sociales en Tarija: “Hay una crisis económica en el departamento y a eso hay sumarle la baja de ingresos a nivel regalías, pero también hay que tener conciencia de que hay proyectos sociales que nosotros los valoramos y que además hemos sido parte de la construcción de los mismos, que no se van a anular”.

Negó que la suspensión temporal de la entrega de la canasta alimentaria al adulto mayor un acto de discriminación y pidió no politizar el tema, debido a que la suspensión de la distribución del beneficio social obedece a las deudas acumuladas de la anterior gestión: “Tenemos muchas deudas, por eso nos preguntamos qué pasó que no se pagaron los proyectos y los programas sociales en su momento, que arrastraron a esta deuda y que ahora la tenemos que asumir y si alguien quiere ordenar la casa, obviamente que genera un costo y en ese estado estamos”.

La Secretaria de Desarrollo Humano agregó que es necesario generar una estadística departamental, información, conocer cuanta es la población que requiere este tipo de beneficios, algo que no se hizo en la gestión anterior, esto para generar políticas públicas que beneficien a quienes realmente las necesitan: “Existe un contexto de crisis que hay que entender y sabíamos que este contexto de crisis iba a generar un costo político por querer implementar un reordenamiento económico institucional, eso está claro, va a afectar a muchos sectores y a proyectos, pero esos hay que redimensionarlos, viendo la necesidad y las prioridades. Los programas sociales son nuestra prioridad”, señaló la autoridad, recordando que la gobernación del departamento carga una deuda que supera los 3.800 millones de bolivianos.